¿POR QUÉ USAR UNA FAJA COLOMBIANA Y NO OTRA?


ENTALLARTE POR CANO Y GALLARDO SRL importa fajas colombianas, y todo comienza con una foto de Kim Kardashian en Instagram: donde la reina de las redes sociales le contó al mundo que estaba ‘obsesionada’ con una cinturilla de látex fabricada en Colombia idéntica a la que tenemos en ENTALLARTE para ti.

La cinturilla que lucía Kim Kardashian está confeccionada artesanalmente con látex y varillas flexibles, conocidas como hueso de ballena. Desde la publicación de esta foto, este tipo de faja comenzó a usarse por las mujeres de occidente como prenda exterior. Esta prenda, nacida para el interior, ahora se consigue en el mercado con estampados y colores.

Por su gran calidad y durabilidad, las fajas colombianas llegan principalmente a Estados Unidos, le siguen México, Honduras, República Dominicana, Suiza, Suecia, medio oriente y desde 2018 ENTALLARTE trae para el mercado boliviano las originales fajas colombianas con microcápsulas.

La herencia de la cintura de avispa

Se dice que las abuelas colombianas enseñaban a sus hijas, incluso nietas, a tallar la silueta de avispa amarrando medias veladas a la cintura o apretando un hueco más la correa. Luego, está práctica se volvió más sofisticada: las mujeres empezaron a usar tejidos de lycra y nylon forrados en algodón, con ganchos de ajuste y varillas.

Y aunque la cintura de avispa a la colombiana es un producto de exportación, la prenda más vendida es la faja tipo short que cubre desde la cintura hasta los muslos y tiene levanta cola, es decir nuestra faja ENTALLARTE COD 334.

“El boom de las fajas obedece a la nueva cultura fitness, a la apuesta por la salud y a la figura fornida que ha marcado la estética de este siglo”. El alto consumo de las fajas tiene un origen médico y una finalidad de belleza.